="text/javasc

DEDICADO A MIS PADRES

Wednesday, January 28, 2015

MIL HERIDAS DE BALA




Sé que no existe 
antídoto para mi pena aguda
demasiados buitres de carroña 
mientras me acribillan 
los grumetes de turno

Tal vez llego la hora de morir
y sea necesario 
aventarme a este ruido
donde la pestilencia
va dejando su aroma  

Y aunque nunca serví de bufón 
ni hice campañas 
de amapolas silvestres
ni lance a inmortales al muro  

Llevo inevitablemente 
mil heridas de bala
y un arpón en las sienes

Mientras mi vida enfrenta
sin previo aviso
una nueva batalla.